¡Bienvenido Año de la Serpiente!

Un año temido por su tradición de desconcierto es el Año de la Serpiente, que comenzó de la mano de la llegada del año 4711 del Calendario Chino. En un año como éste aconteció el  atentado a las Torres Gemelas hace 12 años atrás, por lo cual quienes creen en la impronta que el animal aportará al ciclo están precavidos ante lo que podría suceder.

La historia remonta al llamado que  Buda hizo a todos los animales de la Tierra antes de dejarla para siempre. Sólo doce acudieron a la cita. Como recompensa nombró cada año con el nombre de cada uno en el orden en que fueron llegando. La rata fue la más diligente llegando primero, le siguieron el Buey, el Perro, el Tigre, la Liebre, el Dragón, la Serpiente, el Caballo, la Cabra, el Mono, el Gallo, y el Jabalí.

Este mito se enmarca en el calendario más antiguo del Tercer Planeta y celebra su inicio la  segunda luna nueva tras el solsticio del invierno boreal (es decir, del hemisferio norte). Un ciclo completo que dura 60 años y se compone de cinco ciclos simples de 12 años cada uno.

Es más fiel a los movimientos estelares ya que es lunisolar y no trampea como lo hace el Gregoriano que solo es solar y que adapta sus ciclos haciendo acomodos, contraviniendo nada menos que al Cosmos.

Por ejemplo, los meses del calendario chino comienzan en cada luna nueva y están divididos en 3 semanas de 10 días. Cada día comienza a media noche y se divide en 12 unidades, cada una equivalente a 2 horas de tiempo universal.

Características de la Serpiente:

Lo que la serpiente puede aportar a los demás signos y a la misma personalidad que tendrá el año 2013 es por lo bajo enigmática. De una inteligencia y sagacidad silenciosa que hace que el verbo que le rige sea  “Yo Planifico”, es el animal más complejo dada su negativa a perdonar y su fuerte predisposición a la venganza, por lo que más vale tenerla de aliada.

Este 2013 la serpiente de agua será la encargada de dominar el acontecer que será menos impulsivo que el del Dragón (2012) siendo un año en que la cautela, la sabiduría, la prudencia y la constancia darán sus frutos, que ojalá no radiquen en la consecución de objetivos que busquen la temida venganza, inesperada para aquellos incautos que no estarán preparados para desenlaces poco agradables.

Vía: Karen Hermosilla | Veo Verde

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s